licensia musica atribucion compartirIgual internacional

Volvemos desde lamusicagratis.com a adentrarnos en el minucioso terreno de las licencias musicales. En esta oportunidad no estamos ante una regulación con tantas libertades como la licencia de Reconocimiento (CC BY), aunque tampoco podemos afirmar que nuestro nuevo objeto de estudio tenga una postura mezquina.

Solamente tendrás que completar un par de procesos adicionales en comparación con otros casos que exigen menos requerimientos, pero, en esencia, las obras musicales protegidas por Reconocimiento – CompartirIgual (CC BY-SA) te otorgan muchísima tela para cortar en caso de estar requiriendo melodías para tus proyectos.

Con el aliciente de ser la licencia bajo la que está registrado el que muy probablemente es uno de los emprendimientos más populares del presente siglo, Wikipedia, todo el material registrado por Reconocimiento – CompartirIgual (CC BY-SA) se ajusta al perfil de usuarios que comparten un perfil de intereses comunes en la creación de sus obras, y que al mismo tiempo se benefician mutuamente de páginas web como la anteriormente mencionada.

 

Dos condiciones a cambio de múltiples posibilidades creativas  

Para volver a mezclar, transformar o utilizar sin ningún tipo de edición cualquier material musical protegido por la licencia de Reconocimiento – CompartirIgual (CC BY-SA), incluyendo proyectos con fines comerciales, únicamente tienes que:

  1. Atribuir el crédito al autor original del tema en alguna parte de tu producción.
  2. Licenciar tu nueva obra bajo las mismas condiciones de derecho de autor, es decir, bajo la licencia de Reconocimiento – CompartirIgual (CC BY-SA).
  3. Presentar un enlace de la licencia en tu obra.

¡Y eso es todo! Una imponente cantidad de contenido musical al alcance de tu creatividad, sin trabas de corte monetario, legal, político, territorial u otro posible escollo se esté quedando por fuera.

Acá estamos hablando de un concepto colaborativo muy cercano al del “código abierto”, el cual ha posibilitado auténticos milagros digitales como WordPress, VLC Media Player, Apache, GNU / Linux, Mozilla Firefox, Blender, Moodle, PHP, GNOME, GIMP y OpenOffice, por mencionar solamente algunos de los softwares libres que han llegado a nuestro presente para instalarse sin miramientos entre las herramientas digitales más utilizadas diariamente por profesionales de diferentes campos labores.

 

Colaboraciones musicales a pocos clics de distancia

Si trasladamos el concepto anterior al terreno musical nos encontrarnos con un panorama sumamente prometedor, y mucho más cuando tenemos en cuenta las facilidades con las que podemos producir música desde casa o cualquier otro espacio propio de manera independiente en la actualidad.

La contratación de músicos de sesión, salas profesionales de estudio y productores para dar los primeros pasos como músico ya son cosas que han quedado olvidadas en el pasado. Ciertamente esas figuras y recursos siguen existiendo, pero están reservadas para personas que puedan costearse ese tipo de lujos durante las primeras fases de sus carreras.

Con las composiciones registradas bajo la licencia de Reconocimiento – CompartirIgual (CC BY-SA) tienes al alcance oportunidades de colaboraciones con músicos de diferentes partes del mundo, además de una cantidad de géneros musicales que se pueden adaptar con facilidad a las propuestas creativas que tengas en mente.

Es muy importante que no olvides presentar los créditos al autor de la pieza original en tu obra, concentrándote en encontrar una forma que no sugiera en ningún momento que el autor está avalando o apoyando tu proyecto.

Mientras que al tener la obligación de registrar tu proyecto bajo los mismos estándares en caso de utilizar material licenciado bajo Reconocimiento CompartirIgual (CC BY-SA), siempre y cuando decidas publicarlo en cualquier tipo de formato, estarás ingresando al mismo tiempo en una red de colaboración que continúa nutriéndose diariamente de las propuestas musicales de una infinidad de compositores musicales radicados en distintas partes del planeta.

¡Es una situación de victoria para todas las partes implicadas!