• George Capon es un joven músico proveniente de Manchester. Sus canciones tantean géneros diversos. Pero, en todas, sale a relucir su sensibilidad pop, sus letras con las que es fácil identificarse, su capacidad para producir coros memorables y su coqueteo con sonidos más arriesgados que los típicos de la música pop. En “Breathe”, Capon nos presenta una especie de diálogo consigo mismo tras una aparente ruptura amorosa. El mensaje es claro: hay que recuperarse, seguir adelante y no descartar el amor por una mala experiencia. Todo esto amenizado por una instrumentación impetuosa que le da al tema un carácter potente y único.
  • Con un nombre como SadMe, es evidente que la propuesta musical de esta banda no será un desfile de felicidad y alegría. Sin embargo, tampoco es acertado pensar que se trata de un grupo histriónico o melodramático. Al contrario, este proyecto de origen ruso se alimenta de lo emocional para producir una música visceral, con mucho carácter sonoro y de gran profundidad poética. En el amplio mundo del rock alternativo, pocas bandas hacen tanto énfasis en lo alternativo como el sexteto liderado por Masha SadMe. Desde la instrumentación particular del grupo, pasando por sus innovadoras composiciones y por su estética única y bien definida, podemos decir que estamos ante uno de los proyectos más emocionantes del rock underground de los últimos años. Por ende, prepárate para sentir emociones intensas: SadMe no sabe producir canciones tibias, solo temas que te hacen sacudir el alma. Invita a la calma y a la introspección, tal como ocurre en Unify, de Madame Snowflake.
  • Si buscas música para amenizar tus reuniones de amigos, para alegrar tu entorno de trabajo, para relajarte mientras estudias o para ambientar tu video para YouTube, Joystock te trae una propuesta musical idónea para cualquier situación. Con un sonido ligero, fresco, con tintes electrónicos y una vibra veraniega, el sonido de este proyecto está concebido para ser versátil y ameno. Encontrar esa música perfecta para cada situación puede ser una tarea complicada. Joystock es un proyecto colaborativo que funciona como una biblioteca musical ordenada por géneros y estados de ánimo. La música de Joystock está lo suficientemente bien producida para resultar interesante y agradable. Pero, al mismo tiempo, tiene la cualidad de ser discreta y no propiciar distracciones.
  • Una de las maravillas de nuestra época es que, gracias a la tecnología, dos o más artistas pueden colaborar entre sí a pesar de estar en extremos opuestos del mundo. En el ámbito musical, el resultado puede ser innovador y emocionante. Lo demuestra “Tonight”, un tema del dúo de hip-hop español D.O.S. y la cantante pop canadiense Tenille Doram. Más allá de las brechas culturales y de la barrera del idioma, la necesidad de salir a festejar es latente en España, en Canadá y en el resto del mundo. “Tonight” es un himno al viernes por la noche. Axalta las fiestas y las celebraciones, un tema donde el dance y el hip-hop se dan la mano para ponerte a bailar.
  • Hablar de Fale implica transponernos a un plano metafísico. Saihate ha creado un sonido breve que rompe con cualquier idea y nos deja un camino abierto a la interpretación. Pero no a cualquiera. Nos exige una interpretación del alma, un viaje al vacío, al mundo inexplorado que ha construido para nosotros y que se encuentra impaciente de que le demos un significado. Si estás buscando música interesante para ambientar obras audiovisuales, videojuegos o cualquier trabajo parecido, considera esta maravillosa melodía para hacerlo. Al igual que nosotros quedarás sorprendidos.
  • Lemmino es un genio creando atmósferas sonoras, le basta con reunir unos pocos instrumentos y su computadora para transportarnos a una realidad totalmente diferente en cuestión de segundos. Él controla cada detalle de sus composiciones: no hay un ritmo, sonido o melodía que desencaje o no esté pensado para envolvernos. En el caso de Terra, ha creado una experiencia sonora hacia un universo desconocido en el que bailamos al compás de su tempo y nos aventuramos a un profundo viaje hacia la fiesta, las luces y la introspección. Déjate maravillar por su estructura y descubre esa aura rítmica que Terra ha creado para ti.
  • James Curve es el nombre de un productor de música electrónica que destaca por su revisión y reelaboración de temas de otros artistas. La información biográfica sobre este productor es escasa, pero su obra habla por sí misma. Su estética está definida por los tintes electrónicos, el uso de sintetizadores para crear atmósferas potentes y su utilización del glitch y ritmos de percusión digital intricados y complejos. Uno de los aspectos más interesantes de su música es que no sólo revisa temas de otros artistas, sino también otras producciones artísticas como la poesía. “Love in July” es una magnífica adaptación musical del poema "Why I Still Love July”, de Melissa Brewer. Por lo tanto, si buscas un proyecto musical que rompe los parámetros convencionales y apuesta a la integración de distintos formatos, la música de James Curve es para ti.
  • Huye. Aléjate. No te acerques. Confía en mí, si decides adentrarte en este mundo creado por Sublustris Nox tal vez no puedas escapar. Es adictivo como un videojuego, y no te sorprendas si alguna vez lo escuchas en uno, encaja a la perfección con ese ambiente. Dungeon Dragon es un instrumental interesante, ideal para crear espacios tensos y asfixiantes, de esos que te inquietan pero, al mismo tiempo, te hacen querer llegar hasta el final, hasta la anhelada resolución. Sumérgete en este universo si estás preparado para superar el desafío y llegar hasta el final, pero cuidado con dudar demasiado, el game over siempre es una posibilidad para los temerosos.
Ir a Arriba