Descripción

Vexento es una persona que tiene un canal de YouTube y publica sus invenciones en su propio canal. Se concentra en materia de música electrónica. A través de programas para creación y edición de música en forma digital, crea sus propios matices de canciones.

Estas canciones de Vexento se caracterizan, esencialmente, por incluir tonadas de cualquier tipo (con guitarras, violines, percusiones) y reestructurarlas casi en su totalidad. Adquieren un matiz especial porque mezcla el tecno con instrumentos reales. Por lo tanto, los contrastes que tienen sus canciones son realmente únicos. Son de excelente gusto para el oído. Se les toma el gusto con bastante rapidez.

Concretamente hablando de “Now”, tal como es promocionada en muchos lugares, el objetivo de la canción es crear un ambiente de paz, para erradicar el estrés. Son canciones preparadas para crear un estado anímico sobre la persona que escucha. Tiene efectos inmediatos muy relajantes.

En cuanto a su forma, todos los sonidos que escuchamos son completamente computarizados. Se utilizan estrategias de ingeniería en sonido para recrear tonalidades que cruzan diferentes matices.

Si prestamos atención y nos concentramos en las melodías, pareciesen tonos próximos al sonido de las olas del mar, el movimiento del agua o incluso campanas lejanas. Todos estos efectos se generan a partir de un complejo aparataje de preparación de música a partir de la tecnología, sabiendo el gusto del público para la recepción de melodía lentas, de volúmenes bajos, que intentan calmar y desestresar a quien escucha. En la actualidad, este tipo de canciones están muy de moda y se escuchar con frecuencia en internet.

Se cruzan algunos tonos como acordes de guitarras, pianos o voces que nos devuelven a la realidad. Nos hacen recordar que la acústica de los sonidos de instrumentos musicales existe, pero han sido tocados por una nueva experiencia de la industria musical.

Al medio de la canción comienzan algunos cantos de voces profundas, que colindan entre tonos de música tecno y una lejana aproximación a cantos gregorianos. Es difícil definir dónde comienza y en qué punto termina lo humano y la máquina en este punto.

Guarda cierto aire épico esta canción. Son melodías interesantes que solemos escuchar en las películas de ciencia ficción, en los viajes a las montañas. También es muy frecuentemente encontrada en los videojuegos, los cuales, durante los últimos años, se han volcado por una apuesta a la introspección, la meditación y la reflexión. Esta pieza va a la par con estos preceptos.

De algún modo, pareciese que el nombre “Vox” apela a la interrelación de sonidos por voces, aparentemente disimiles en un solo contexto. Los tamices que imponen los filtros de la edición musical digital ofrecen a esta canción una cadencia única que, justamente, invita a la relajación y abrir las puertas a las posibilidades del género digital.

En conclusión, conociendo la proyección profesional que caracteriza a Vexento y este fantástico ejemplo de canción que nos ha traído, degustamos una canción sumamente atrayente. Tiene cadencias lentas, con tonos apacibles y un gusto especial por la tranquilidad. Se puede escuchar mientras lees o en ratos de soledad para entrar en contacto consigo mismo.